News Media

La alianza Caracas-Moscú que hoy genera tensión desde la zona de frontera


Alianza Rusia Caracas

La alianza ruso-venezolana es de vieja data y se remonta a los años 40, pero con la llegada de Hugo Chávez al poder los lazos se estrecharon y la cooperación creció en sus niveles más altos hasta el día de hoy. Tanto así, que las operaciones comienzan a incomodar a los vecinos. Colombia ha denunciado injerencia militar rusa en su frontera y desde Caracas no han negado las acusaciones; por el contrario, el alto mando militar insiste en que no deben pedir permiso para ninguna operación.

Rusia, China, Irán y Turquía forman parte de los aliados venezolanos que constantemente hacen frente a Estados Unidos y que en diferentes oportunidades han sido denunciados por su apoyo militar, político y estratégico al país latinoamericano e incluso calificados de amenazas para la región.

Involucrados

Vladimir Putin y Hugo Chávez sostuvieron una primera reunión pública en el año 2000 durante la Asamblea General de las Naciones Unidas, en Nueva York; desde ahí, acuerdos de cooperación en materia cultural, alimentos, ciencia y militares engrosan la lista de documentos firmados entre ambas naciones. Además, los dos mandatarios se visitaron en sus países.

Ya para el 2010 existían más de 40 acuerdos de cooperación signados, según detalla el sitio web de la embajada rusa en Caracas. Con la muerte de Chávez, Nicolás Maduro siguió esta alianza en el año 2013 para “seguir profundizando la cooperación estratégica”, se lee en la web.

A principios de 2021 se firmaron nuevos acuerdos entre Moscú y Caracas. En total fueron 12 relacionados a economía, energía, salud y por supuesto al campo militar. Esto ocurrió durante una visita a la capital venezolana del viceprimer ministro ruso, Yuri Borísov. “Creo que esta reunión ha sido una de las mejores, la mejor reunión de la comisión de alto nivel Rusia-Venezuela”, dijo Maduro.

Ahora, desde Colombia se comienza a generar preocupación por la supuesta presencia rusa en sus fronteras con Venezuela y la “injerencia extranjera” en ella, según fuentes de inteligencia.

El movimiento de tropas sería en el lado de Arauca, punto de conflictos entre las disidencias de las Farc y el Ejército de Liberación Nacional (Eln). El jefe del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Ceofanb), Domingo Hernández Lárez, escribió en Twitter: “No necesitamos permiso de nadie para mover nuestros vehículos rusos, iraníes, gringos, italianos, ingleses, franceses, austríacos, israelíes ni cualquiera que nos venga en ganas”. Esto en respuesta a las acusaciones colombianas.

Antecedentes

A mediados de enero, un portavoz ruso habló de un posible envío de tropas de su país a Cuba y Venezuela, esto en medio de la escalada de tensión entre una probable invasión a Ucrania y los intentos de expansión de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (Otán) con el apoyo de Estados Unidos.

Raúl Ochoa Cuenca, abogado y analista internacional, dijo a El Tiempo que desde Caracas se compraron equipos militares desde la época de Chávez y desde entonces las fuerzas rusas “con el pretexto” de hacer mantenimiento están en el territorio.

En el país hay aviones de guerra Sukhoi-30 y tanques de guerra T-72B1-V, que sumarían unas 250 unidades además de baterías S-300, explica Ochoa Cuenca, contabilizando además lanzadores de misiles, un sistema de radar y un centro de comando automatizado.

“Lo que nos dice que en Venezuela están centenares de militares. Lo que no se sabe es cuántos están empeñados en el mantenimiento y cuántos en labores de espionaje”, dice a El Tiempo el jurista.

Para Ochoa Cuenca, las “amenazas” y comentarios rusos no deben ser tomados a la ligera, especialmente cuando Colombia es el único país de la América Latina que es miembro asociado de la Otán. “Lo que implica que cualquier ataque a Colombia sería visto como una invitación a expandir el conflicto de regional a universal”.

Colombia y Venezuela podrían convertirse en una especie de peones dentro de un tablero de ajedrez. “Es el nuevo rol de Venezuela como instrumento de las grandes potencias asiáticas y mediorientales”, insiste el analista.

La embajada rusa en Venezuela confirma en su sitio web que en 2008 dos bombarderos estratégicos de la aviación de gran radio de acción TU-160 efectuaron una visita de “amistad”. Ese mismo año hubo una visita del grupo de buques de Marina de guerra de Rusia. En 2013, buques de este tipo, encabezados por el crucero portamisiles de Guardia “Moscú”, hizo una escala en Venezuela, y ambos ministerios de Defensa han suscrito acuerdos.

EL Tiempo conversó con Joseph Humire, director ejecutivo del Centro para una Sociedad Libre Segura (SFS), quien afirmó que los militares rusos estaban en todo el eje fronterizo con una presencia más fuerte en Arauca y que además habían desplegados equipos como radares para interceptar comunicaciones.

Humire ha ratificado que la presencia se remonta al menos a 2019 y recuerda que en marzo de ese año el comandante de las fuerzas terrestres rusas, el general Vasilii Petrovich Tonkoshkurov, se trasladó a Venezuela para comenzar la llamada “estrategia de Siria”, la cual consistió en mantener en el poder a Bashar Al Assad a través de la fuerza militar.

Detalles de la alianza Caracas-Moscú

Por su parte, el ministro de defensa de Venezuela, el general Vladimir Padrino López, también respondió a las acusaciones de Colombia hechas por su par Diego Molano, indicando que en ese país existen bases de los Estados Unidos convirtiéndose en un “apéndice del Comando Sur en nuestra América”.

La operatividad de ejércitos extranjeros en territorio venezolano es información que circula desde hace varios años. Cubanos e iraníes también conformarían el grupo de soldados con presencia en el país. Una fuente dentro de la Fanb dijo a este diario que al menos en el caso de los cubanos, serían unos 22.000 dentro de los organismos militares venezolanos.

El SFS también ha señalado que en la frontera colombovenezolana hay radares móviles p18 con unidades de reconocimiento de radio. En un recorrido que hizo Humire por Arauca, constató que muy cerca del lado venezolano, las señales de teléfono pierden frecuencia colombiana y de inmediato toman la señal del país vecino, esto sería producto de los radares.

Las relaciones entre Rusia y Venezuela se acercan constantemente. A finales del año pasado se conoció sobre los avances en la construcción de la fábrica de fusiles Kalashnikov que se espera esté lista para mediados de 2022, un contrato que fue firmado en 2001.

No hay que dejar de lado que la amistad ruso-venezolana se extiende a ámbitos como el turismo. Existe una ruta aérea comercial entre Caracas y Moscú, con la aerolínea estatal Conviasa, aunque no hay habilitados destinos cercanos como Colombia o Brasil. Además, ciudadanos rusos vienen a vacacionar a lugares como la isla de Margarita o Canaima.

Al estado de Apure se han trasladado tropas venezolanas de otras zonas del país, asegurando que los tanques y armamentos son para luchar contra grupos terroristas colombianos. Lárez Hernández ha publicado fotos de estas operaciones.

El Grupo de Diarios América (GDA), al cual pertenece El Nacional, es una red de medios líderes fundada en 1991, que promueve los valores democráticos, la prensa independiente y la libertad de expresión en América Latina a través del periodismo de calidad para nuestras audiencias.

 

El periodismo independiente necesita del apoyo de sus
lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance.
¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *